domingo, 15 de enero de 2012

Aprobar una oposición.. estudiando

Aprobar un proceso selectivo es una ardua empresa, y mucho más en estos tiempos de inestabilidad laboral; Hay más competencia y enfrentarse al estudio diario y compatibilizarlo con familia, trabajo u otras obligaciones parece una tarea de titanes.

Pensé en escribir algunas reflexiones sobre este asunto hace tiempo, porque es algo que me preocupa desde la primera vez en la que formé parte un tribunal de una oposición TIC.

También porque recibo en twitter los mensajes informativos y de ánimo de @raquelponcela, @LaPlazaTic y  @Luciaescapa para todos los que están ahora en esta tesitura, lo que me recuerda esa experiencia.

En primer lugar, se supone que en todo proceso selectivo el tribunal debería tener claro qué clase de profesionales quiere seleccionar, es decir, con qué habilidades y conocimientos.O dicho de otra forma, debería estar claro qué necesidades concretas se pretender cubrir en los puestos ofertados.


Esto permitiría adaptar los ejercicios para hacer efectiva esta selección. En el caso de las oposiciones de los cuerpos TIC, esto es simplemente una utopía, en tanto que no se terminan de concretar dónde se ofertarán las plazas hasta final del proceso selectivo.

Esto implica que en la práctica el perfil buscado del candidato es, por definición, "todoterreno" (Bueno, esto sí encaja bastante bien con la realidad del trabajo a realizar en muchos destinos....). Por ejemplo, en la oposición al Cuerpo Superior de sistemas y tecnologías de la información, al opositor se le pide saber contestar una batería de preguntas tipo test, demostrar sus habilidades y conocimientos del idioma inglés y desarrollar un tema a elegir entre dos propuestos. Todo ello requiere Estudiar.

Pero la prueba más complicada es sin duda la correspondiente al cuarto ejercicio en la que el candidato tiene que demostrar sus habilidades prácticas en resolver un problema complejo.

Desde mi punto de vista, los candidatos suelen hacer un buen trabajo: Preparan un esquema general (ej. índice) que sirva para desarrollar cualquier tipo de problema y redactan y memorizan algunos de los contenidos de la solución, haciendo referencia a buenas prácticas, normas aplicables, decisiones relativas al uso de software libre, referencias e infraestructuras comunes de la Administración, como la red SARA.

Todo esto permite al candidato tener más o menos preparado el esqueleto de la solución y centrarse en el problema en cuestión. Ahí es donde normalmente radica el problema: Muchos candidatos se quedan en el esquema y repiten consignas que podrían aplicar al problema planteado en el examen...o a cualquier otro.

Desde mi punto de vista, el esquema y el "texto de acompañamiento" es parte necesaria del discurso, pero completamente insuficiente. Es justo el resto lo que importa y en lo que debería fijarse el tribunal para decidir la calificación de cada candidato.

Por ello, y aunque parezca de perogrullo, el opositor debería:
  • Considerar que el problema es real y hay que alcanzar una solución real viable.
  • Dedicar el tiempo necesario a resolver el problema. La solución es lo importante.
  • Es muy difícil que el ejercicio describa un contexto completo. Hacer las asunciones necesarias y escribirlas, para que el tribunal las tenga en consideración.
  • Justificar cualquier decisión que se adopte. Seguramente no existe una solución única al problema, pero no se puede preestablecer si se va a adoptar soluciones software propietarias o software libre, si se va a hacer un trabajo con personal propio o externalizando una solución, si la arquitectura va a ser centralizada o distribuida....Cada decisión debe ser argumentada convenientemente.
Además de lo anterior, el opositor debe conocer sus debilidades y fortalezas. Normalmente, cada candidato tiene un perfil más marcado. Seguramente, domina mejor el desarrollo, las infraestructuras, la gestión de proyectos, la seguridad.

Dado que se buscan perfiles genéricos, es necesario complementar el perfil principal de forma que ninguno de los aspectos puedan identificarse como debil. El tribunal valarará seguramente la completitud. Tambien valorará un desarrollo excepcional de alguno de los aspectos, con lo que es bueno utilizar nuestro perfil fuerte para destacar, aunque sin focalizar todo el ejercicio en dicha fortaleza.

Otros aspectos necesarios a considerar
  • El tribunal está escuchando día tras día soluciones al mismo ejercicio. Por muy profesional que se sea y por mucho interés que se tenga en todos y cada uno de los candidatos, mantener la atención todo el tiempo es un ejercicio difícil.

    Por ello, el lenguaje debe ser suficientemente formal (es un informe), pero que al ser leído debe fluido, entendible, ameno.
  • Cuidar los aspectos de la comunicación: Mantener el contacto visual con el tribunal. No "hundir la cabeza en los papeles". Es necesario que el candidato hable al tribunal y que el tribunal sienta que le están hablando.
  • Llevar la ropa adecuada. Desgraciadamente, solemos adoptar la primera opinión de las personas por su aspecto externo. Personalmente, intento abstraerme de ello y  creo que lo consigo, pero me consta que no pasa lo mismo con otras personas.No se trata de vestir con traje, sino simplemente de llevar ropa con la que nos sintamos cómodos y no cree un rechazo en alguno de los miembros del tribunal. En cualquier caso esto es un tema totalmente personal.
    Si sirve de contraejemplo, me consta que candidatos con vestimentas heterodoxas para lo que puede ser considerado estándar, han pasado exitosamente procesos selectivos sin que ello le perjudicara en forma alguna. 
  • Escribir con letra legible...por el propio opositor.
    Parece un chiste, pero aseguro que más de un candidato tiene serias dificultades para entender lo que ha escrito, lo que les hace perder fluidez en la lectura, seguridad en su exposición y credibilidad para el tribunal.
En referencia a la definición de la prueba, también podría escribirse un libro. Desde mi perspectiva, algunas pruebas pecan en no definir suficientemente el contexto y parece más que lo que quieren probar es el ingenio del opositor en definir el problema completo o ser capaz de describir el funcionamiento de una unidad de la administración que en ser capaz de proporcionar una solución en el ámbito de las TIC.

Creo que en general las pruebas están excesivamente orientadas hacia el ámbito de las Administraciones Públicas, lo que permite llevar una medio solución en la cabeza y creer que con eso vale para aprobar. Yo siempre he abogado porque el supuesto práctico no tenga nada que ver con la Administración pública y así ver mejor la esencia de la solución propuesta.

Por cierto, el nombre de este post es un guiño a un conocido artículo de @CarlosGuardian titulado Cómo aprobar una oposición sin estudiar.  Como ya sabéis los que estáis en ello, aprobar sin estudiar simplemente NO ES POSIBLE.

25 comentarios:

Anónimo dijo...

Muchas gracias, a algunos nos pillan de cerca tus consejos :) Aunque también creo que para marcar una diferencia en el tercer ejercicio hace falta algo más que estudiar.

Voy a aprovechar para apuntar otra cosa. Los opositores cada vez más seguimos a algunos miembros del Tribunal en las redes sociales. Por curiosidad, por ver cómo piensan, qué les gusta... supongo que al principio pensamos ingenuamente que lo mismo dejan caer alguna pista, evidentemente eso no pasa nunca.

Lo que sí pasa es que llega un momento en que te interesas genuinamente por su trabajo, y que te apetece interactuar con ellos como con otras personas de perfil similar. Pero siendo parte del proceso selectivo, lo más habitual es que nos mordamos la lengua para no colocarles o colocarnos en una situación comprometida.

Así que vaya mi agradecimiento desde este mensaje necesariamente anónimo, por su trabajo y dedicación en estos tiempos difíciles.

Andres Pastor dijo...

Gracias por tu comentario. La verdad es que el proceso selectivo es duro. Hace falta estudiar y hay que decirlo. He conocido profesionales de las TIC muy capacitados que han confiado en sus conocimientos "del día a día" y se han dado cuenta tarde de que es necesario estudiar porque una parte de las pruebas (ej. test) requiere memorizar datos que no son de uso comú.

Pero como muy bien apuntas, hay que tener algo más, ya que se evalúa, sobre todo en la última prueba aunque no solo en ella, la capacidad para poner todos los conocimientos en conjunción y aportar una solución coherente.

Respecto a lo de seguir al tribunal, es cierto que en las preguntas y en los supuestos, siempre se traduce algo de su experiencia, aunque no es normalmente algo aprovechable.

Lo que sí puede pasar es que la adminsitración esté especialmente interesada ese año en algún paradigma en concreto (Ley 11/2007, reforma judicial, ENSm o lo que toque) y el supuesto tenga algo que ver con dicho ámbito.

Como intentaba decir en el post, a veces el conocimiento del contexto del examen ayuda. Si el supuesto se refiere al ámbito judicial y el problema no está muy definido, resulta que quien conozca la forma de trabajo o las relaciones entre los distintas unidades de Justicia de la AGE y las CCAA puede elaborar un ejercicio más vistoso y completo.

Desde mi punto de vista, esto no debería pasar porque no se está evaluando las capacidades TIC del opositor, sino su conocimiento de un ámbito de la Administración o, en su caso, su inventiva.

Bueno, mucha suerte (que es muy necesaria) y sobretodo, no hay que cejar en el empeño. No se trata de hacer un examen para un 10, sino de hacerlo mejor que el resto de los compañeros.

TinnYaw dijo...

Es muy interesante saber 'de cerca' como piensa el tribunal. La verdad es que algunas cosas me las esperaba y otras me han sorprendido un poco.
Gracias por esa 'peculiar' visión del otro lado.

Andres Pastor dijo...

Gracias a tí por tu comentario, TinnYaw.

Lo cierto es que las ideas y reflexiones que expreso son únicamente mi forma personal de ver las cosas.

Me consta que hay compañeros que no las comparten y que eventualmente pueden formar parte de un tribunal.

El tribunal actúa de acuerdo a la regulación de los órganos colegiados y a la dinámica propia de una reunión de grupo, esto es, la opinión de la mayoría o de los más combativos suele ser la predominante...

Un Saludo.

Raquel dijo...

Enhorabuena por tu post, Andrés. Por motivos obvios no puedo opinar (también los miembros del Tribunal nos "mordemos la lengua" a veces), pero sí quería aprovechar para lanzar un mensaje de ánimo a todos los que están en esta aventura. Como hemos dicho muchos de los que hemos pasado por lo mismo, "hay vida después de la oposición".

Saludos,
Raquel

Andres Pastor dijo...

Gracias Raquel.

Evidentemente, tod@s los que participamos en una oposición, desde un lado de la tribuna o desde el otro, podemos ver aspectos a mejorar en los procesos selectivos y es bueno decirlo, aunque en el momento y sitio apropiados, claro.

Me quedo con lo que dices de que "hay vida después de la oposición" y me uno al mensaje de ánimo para los que están pasando el (mal) trago de las pruebas: Tened presente que es posible aprobar, que depende en gran parte del esfuerzo y las ganas que pongáis en ello y que cuando terminéis la lectura del último ejercicio podáis decir que habéis hecho todo lo que estaba en vuestras manos.

Un Saludo,

Andrés

Luis de Eusebio dijo...

Al igual que Raquel, yo tampoco puedo hablar mucho, porque también estoy en un tribunal de oposiciones (en mi caso, el de TAC).

Lo que deseo es felicitarte por el post y comentar a los opositores que pongan toda la carne en el asador, porque hacer oposiciones merece la pena ... y ésto lo digo después de 20 años en la función pública. Desde luego que nadie espere grandes sueldos, pero a mí siempre me gusta decir que estoy orgulloso de ser funcionario

Mucho ánimo a todos.

Un cordial saludo.
Luis de Eusebio.

Andres Pastor dijo...

Gracias Luis.

Veo que los opositores (TICs y TACs) están en buenas manos.

Me reconforta ver escrito en estos tiempos que corren que los funcionarios estamos orgullosos de nuestra profesión, que es un servicio público y como tal merece crédito y respeto.

Ese es el espíritu que debe presidir nuestra profesión y el que deben respirar los ahora candidatos, mañana compañeros.

Por cierto, me gustaría decir que el nivel de competencia y profesionalidad general de las últimas promociones TIC es excelente.

Un abrazo,

Andrés Pastor

Anónimo dijo...

Gracias por tu visión bienintencionada, pero me temo que es insuficiente. No quiero que sepa a mal, pero me atrevo a apuntar que las recomendaciones que das son tan genéricas como las soluciones que criticas al principio: aplicables a todos los problemas.
Estoy muy de acuerdo contigo en que el enunciado debería detallar más el contexto que lo que suele hacerse normalmente (digamos, hasta la OEP del 2009 incluida). De este modo, quizá no saldrían las disparidades que salen en las soluciones y mucho más en los presupuestos.
Reconozco, y aplaudo que en el último año se hizo un buen trabajo en la elaboración del enunciado. Pero creo sinceramente que la evaluación no dio el peso suficiente a lo realmente importante. ¿Cómo explicas que de los 13 que aprobaron ninguno afirmó que el ENI no era aplicable porque se estaba tratando de una Administración distinta de la AGE? ¿Es que esto no es un fallo suficientemente importante? Mi opinión es que no se le dio el peso suficiente, porque quiero pensar que el tribunal tenía clara la respuesta.
Luego, tengo que quejarme de que algunos miembros del tribunal asisten a las lecturas con la misma expresión que si estuviesen siendo castigados. Permíteme que cite un caso: ¿Cómo explicas lo que ocurrió en una lectura de A1 a la que asistí, en la que uno de los miembros no abrió la boca en ninguna de las lecturas?. Ni para hacer preguntas a los opositores, ni para hacer consultas con los otros miembros del tribunal. Además, mirando con frecuencia al infinito. Si una persona no quiere estar en un sitio, pues nadie debería obligarle. Digo yo.
Por último, ocurre también que cada miembro del tribunal evalúa a su modo. Por lo que el opositor acaba rezando para que le toque una combinación mínimamente favorable.
Pero bueno, si la estadística funciona, tarde o temprano se encontrará esta combinación.

Andres Pastor dijo...

Gracias por tus comentarios. Son siempre bien recibidos, sean a favor o en contra de lo que escribo. Vaya por delante que no creo tener más razón que nadie, solo expreso mi opinión con la intención de que pueda servir para alguien. También para fomentar el diálogo y abrir nuevos puntos de vista. En ese sentido, me gustaría que fuera un poco el blog de todos los que tienen algo que decir, al respecto de lo que escribo o de otros temas que pudieran ser de interés.

Respecto a lo que comento en el post, seguramente lleves razón y sean recomendaciones muy genéricas. El problema que veo es que, siendo algo totalmente elemental desde mi punto de vista, son los errores más comunes que cometen los candidatos. En particular, muchos ejercicios tienen una organización perfecta, el discurso parece razonable, el lenguaje y las referencias a normas y buenas prácticas es impoluto....pero no dan una solución razonada a lo que se les está preguntando!!!.

Comentas el caso del año pasado referente a la aplicabilidad del ENI. Evidentemente, es un punto que debería ser tenido en cuenta, aunque yo voy más allá. Si me apuras, diría que este aspecto tiene menos importancia que el ofrecer una solución realista al problema, identificar cuales pueden ser los aspectos que pueden incidir negativamente en la puesta en marcha de la solución, cuales son las posibles alternativas y por qué se selecciona una de ellas, qué modelo de provisión de la solución se emplea y por qué es el más adecuado, cuáles son las medidas de seguridad que se deberían adoptar para esa solución para garantizar la disponibilidad, confidencialidad,integridad, etc que se quieren conseguir, etc.

Es por eso por lo que digo que las normas son importantes en el examen, pero pueden ocultar el razonamiento y la justificación de la necesidad de adoptar unas medidas concretas, que se someten al cumplimiento normativo.

Así, si en el supuesto aplica una norma concreta (ej. ENS), los candidatos la referenciarán en la respuesta y el tribual podrá saber si un candidato conoce la norma, pero tal vez no tenga datos para decidir si sabe qué medidas de seguridad deberían tomarse en función de la situación y los requerimientos especificados.

Respecto a la actitud de los miembros del tribunal sólo puedo decir que DEBE ser exquisita. Estar en un tribunal es una ENORME RESPONSABILIDAD, dado que se están tomando decisiones que pueden afectar a la vida de todos y cada uno de los opositores, aparte de que están seleccionando a las personas que van a trabajar para la administración, con todo lo que eso implica.

Dices que no se debe obligar a nadie a estar en un tribunal, pero lo cierto es que sí se obliga. No sé en estos últimos años, pero las veces que he participado en un tribunal, me he enterado por el BOE.

Lo cierto es que,guste o no, es una tarea ante la que hay que actuar con la máxima profesionalidad, por todo lo que hemos dicho anteriormente.

Por último, es cierto que para aprobar la oposición hace falta estudiar, pero tambien suerte: Suerte para que te toque un supuesto con el que te sientas cómodo y te puedas defender bien, suerte con los miembros del tribunal que estén el día de la lectura, suerte con los compañeros que lean el mismo día que tú, porque siempre se puede dar un efecto de comparación con los que han leído antes y después, suerte con que no te hagan una pregunta capciosa....

Todo eso es parte del proceso y no podemos actuar sobre ello. Como decía al finalizar el post, habrá que hacer lo que esté en nuestras manos y procurar que al salir de la lectura tengamos el convencimiento de que ha sido así.

El resto, como dices, depende de que haya una combinación mínimamente favorable de factores.

Gracias de nuevo por tu aportación.

Un Saludo,

Andrés Pastor

Anónimo dijo...

Gracias por tu atención, y por tu pronta y precisa respuesta a mis comentarios. Y disculpa que aparezca como "anónimo".
Sólo por terminar, mencionar algo en lo que seguro que estamos de acuerdo. No basta sólo con estudiar (lo cual equivale a tener la mente entrenada a "cazar" los puntos relevantes del escenario que nos caiga), y la suerte. También hay que tener tenacidad y resistencia. Admiro a los que han sacado la oposición a la primera, ¡cómo no!, pero también a los que han sabido perseverar hasta conseguirla. Si no sale en el año n, hay que estar convencido de que saldrá en n+1.
Lástima que esta vez el n+1 no esté muy claro, pero no hay que desesperar por eso. Seguirán haciendo falta TICs.
Un saludo.

Andres Pastor dijo...

Totalmente de acuerdo con lo que dices.

Perseverancia, tenacidad, resistencia. Seguramente son más importantes que otras cualidades, a veces más valoradas.

Todos hemos tenido tropezones y dificultades en la vida...pero lo que nos distingue es nuestra capacidad para superarlos.

Así que hay que echarle ánimo!!!

Un Saludo,

Andrés Pastor

Daniel dijo...

Creo sinceramente que SÍ hace falta estudiar y mucho, pero mi punto de vista es que en oposiciones de informática hay, por así decirlo, "trucos" o más bien maneras peculiares de estudiar. Programar mucho y curiosear mucho pueden ser dos de las "técnicas de estudio" que se podrían aplicar a estas oposiciones en concreto.
Me he permitido compartir mi experiencia y espero que Andrés Pastor no se enfade :) si hago autobombo: http://www.danieldianes.nom.es/2012/02/estudiar-y-aprobar-oposiciones-de-informatica-low-cost/

Andres Pastor dijo...

Gracias Daniel por tu comentario.

Como bien dices, hay que estudiar y hay que especializarse en los trucos de cada ejercicio. Es parte del juego.

Lo que indicas de programar y curiosear, también aporta. En realidad, contribuye a aprobar el hacer un examen sólido, pero también distinguirse positivamente del resto de opositores,sin caer en la extravagancia o estridencia.

Respecto al enlace a tu blog, me parece bien, hay que compartir y desterrar la idea de que las organizaciones o los individuos ganan guardando celosamente su información. En realidad, se gana más cuando se comparte.

Un Saludo,

Andrés

Daniel dijo...

Gracias Andrés,

es muy interesante eso que apuntas de que las organizaciones e individuos ganan más cuando comparte, en contra de lo que les parece en primer lugar, yo espero que vaya calando.

Mi ánimo es compartir mi experiencia y resúmenes indicando siempre que los mejores resúmenes son los que uno se hace, eso no hay que perderlo de vista.

Tampoco pido dinero por ello, pero se me ocurrió una forma curiosa de "venderlos" y es solicitando que para que les envie los PDFs hay que colaborar en un proyecto de software libre a la elección de cada uno. Espero que vaya calando la idea de que debemos mucho a estos proyectos y la mayor parte de las veces no nos damos cuenta.

Un saludo.

Andres Pastor dijo...

Daniel,

Me alegra ver que estas, no solo a favor, sino fomentando el compartir la experiencia.

La idea de solicitar colaboración en proyectos de software libre es muy buena. A ver si cunde el ejemplo.

Un Saludo,

Andrés

Anónimo dijo...

Respecto a lo que comenta el Anónimo sobre la aplicabilidad del ENI, podría explicar el porqué? Porque yo pensaba que si aplicaba al ser un sistema desarrollado por Interior aunque lo vayan a usar las FFCC de Seguridad del Estado.
Muchas gracias.

Rubén dijo...

Entiendo que sobre lo del ENI, es importante argumentar dónde aplica y dónde no, y por qué. Lo mismo sobre el ENS.

La clave aquí es que la Administración de Justicia no está incluida en el ámbito de aplicación de la Ley 11/2007. De hecho, la Ley 18/2011 no se había publicado en el momento de hacer este examen, aunque creo que sí existía el anteproyecto, así como el del EJIS.

Dependiendo de cómo fuera la solución propuesta, podían ser aplicables la Ley 11, el ENI y el ENS en algunas partes de la misma, pero no en las relaciones con la Administración de Justicia. Sería incorrecto decir sin más que se aplica el ENI a la comunicación entre un Juzgado e Interior.

Debo decir que yo suspendí el año pasado, así que no me tomes muy en serio :)

Anónimo dijo...

Gracias por tu explicación Rubén, a mí me cuadra bastante, pero soy novata en esto, así que si a tí no hay que tomarte en serio, imagínate a mí :)

Javier dijo...

Superar las oposiciones para el empleo público no es tarea fácil, sin embargo vale la pena invertir tiempo y esfuerzo en el estudio teniendo en cuenta que esta es una de las pocas alternativas que en la actualidad puede garantizar empleo estable y muy bien remunerado económicamente.

Andres Pastor dijo...

Gracias Javier por tu comentario. Solo esperar que pase esta crisis que a todos y a todo afecta, incluyendo a la oferta pública de empleo.

La administración no puede perder la oportunidad de incorporar personas con talento y capacidad que ayuden a renovarla.

Anónimo dijo...

Hola. En primer lugar felicidades por el blog, me ha servido de mucha utilidad en todo lo relacionado con la oposición del Cuerpo Superior y temas relacionados con ella. Aunque es un hilo de hace un par de años me gustaría hacer una pregunta.

Mi pregunta es la siguiente: ¿es factible sacarse la oposición sin tener la carrera de Informática o Telecomunicaciones? En mi caso hice un FP Superior en Desarrollo de Aplicaciones Informáticas e hice una Licenciatura en Documentación, y considero que el trabajo que desempeño no está íntimamente ligado con esto. Me pregunto si esto es suficiente para desempeñar un puesto de estas características, una vez superada la oposición y el curso preparatorio. He leído que hay incluso filólogos que han aprobado esta oposición.

Un saludo.

Andres Pastor dijo...

Hola, muchas gracias por tu aportación.
En los últimos años, la,oposición es más difícil en tanto que la escasez de plazas y la recesión laboral han hecho crecer la competencia, pero sí que es factible aprobar la oposición con la formación que me cuentas....y mucho trabajo. Aprovecha las diferencias que te da tu formación respecto a otros candidatos y completa lo que no sabes con el temario. Luego también hace falta algo de suerte....

Espero que te vaya bien.

Un saludo,

Andrés

Anonimus dijo...

Hola. Pregunto para ver si me pueden contestar, aunque ya hace años de este blog. Mi duda es sobre el destino. He visto que más del 90% de los puestos son en Madrid, pero me gustaría saber cómo se asignan los restantes. ¿Se saben en cada convocatoria? ¿Solo hay posibilidad de cambio de destino una vez se ha estado un tiempo en Madrid?

Muchas gracias y felicidades por el blog

Andres Pastor dijo...

Depende de la oposición. Las del ámbito de las TIC suelen ser todas o casi todas para Madrid. Normalmente se conoce la distribución por Ministerios DESPUÉS de finalizado todo el proceso selectivo y realizadas las correspondientes prácticas por los funcionarios en prácticas. Luego es cada ministerio el que asigna el destino. En algún caso se consigue una plaza a un destino en una provincia o un traslado posterior, pero a base de pelearlo internamente con mucha dificultad y algo de fortuna, así que no hay nada garantizado. Todo depende d elas necesidades de cada organismo, y de la voluntad de la dirección.
En cualquier caso, en el caso de aprobar, hay que intentar elegir un destino en un organismo que tenga puestos en provincias (en informática principalmente Seguridad Social, Agencia Tributaria, etc).
Siento no poder dar más información. En cualquier caso, gracias por tu comentario.
Saludos

Publicar un comentario en la entrada

Agradecemos tu comentario